Tim Cahill es una de las figuras de la selección de Australia.
ETIQUETAS:
Por:
Redacción/EFE -
[email protected] | @DiaaDiaPa |
Lunes 06 de noviembre de 2017 12:45 PM
Tim Cahill, la gran figura de la selección de Australia, agotará todas las opciones para recuperarse de un fuerte esguince en el tobillo derecho y poder jugar en San Pedro Sula ante Honduras en la ida de la repesca de clasificación para el Mundial de Rusia 2018.
 
El atacante 'aussie' se lesionó con su equipo, el Melbourne City, ante el Sydney, y ha viajado con un día de retraso para someterse en casa a diversas pruebas y recibir tratamiento con fisioterapeutas privados.
 
Cahill apareció en el aeropuerto de Melbourne con una bolsa de hielo alrededor de su maltrecho tobillo. Aseguró que creía que podía tener alguna oportunidad de jugar pero que no podía prometer nada al respecto.
 
"Hemos tomado una decisión calculada y si sale es fantástico. Conocemos la situación y estoy listo para intentarlo. Es lo que importa", señaló Cahill, quien admitió que cree que merece la pena arriesgar porque "es probablemente una de las semanas más importantes para el fútbol australiano".
 
El delantero señaló que está haciendo todo lo posible para reducir la inflamación del tobillo después de haberse sometido a una resonancia magnética el pasado sábado que descartó rotura alguna.
 
"Tengo 20 años de experiencia en lesiones jugando al más alto nivel. Se puede acelerar el proceso trabajando casi las 24 horas. Incluso cuando voy andando por los aeropuertos lo hago con bolsas de hielo en el tobillo y en el avión también tendré máquinas. Conozco mi cuerpo. El mes que viene (6 de diciembre) cumpliré 38 años. Por eso sigo jugando", dijo.
No dejes de leer