Lluvias afectan producción de guandú.
Se espera que el precio del grano suba para las fiestas de fin de año debido a la escasez. Foto/Thays Domínguez
ETIQUETAS:
Por: Thays Domínguez/Redacción/Web
[email protected] | @ThaysDom
Miércoles 13 de diciembre de 2017 12:45 PM
Las intensas lluvias que han caído sobre la provincia de Herrera, y que se han prolongado hasta entrado el mes de diciembre, han provocado afectaciones a la cosecha de guandú, la cual se concentra principalmente en el distrito de Pesé.
 
La baja producción a su vez causó el encarecimiento del grano, uno de los productos más buscados durante la época navideña para la confección del tradicional arroz con guandú, que este año podría costar entre cuatro y seis dólares la libra.  
 
Según los productores del rubro, concentrados principalmente en la comunidad de El Pájaro de Pesé, las lluvias han afectado la floración, lo que ha conllevado que la producción haya caído bruscamente.  
 
Fulvia Villar, productora de guandú, indicó que este año ha sido poco lo que han cosechado, situación que les preocupa ya que dependen de la actividad para asegurar sus ingresos de fin de año.  
 
Añadió que son varias familias en la comunidad que se dedican cada año a la actividad, que solía ser rentable ya que se comercializaban diariamente gran cantidad de libras mientras que actualmente, es poco lo que logran sacar. 
 
 Se trata de un negocio informal, del que se benefician las familias del área ya que prácticamente en cada casa hay una parcela para la venta de guandú, que es buscado por familias de toda la región azuerence. 
 
José Isabel Moreno, productor de guandú de Pesé, indicó que la producción ha decaído mucho en diciembre debido a que las lluvias tumban las flores y hay que esperar una nueva floración, por lo que se espera que haya mayor cantidad en los meses de enero y febrero, época donde se vende mucho más económico.  
 
“Al pasar diciembre los precios caen radicalmente y este negocio que es familiar nos deja algo de ingreso pero este año no nos dejará mucho”, indicó Moreno.  
 
Los productores indicaron encontrarse preocupados y aunque es considerado un rubro únicamente de subsistencia, y no existen registros de la cantidad de hectáreas que se producen en la región, para las festividades de fin de año los pequeños productores comercializan el guandú lo que se convierte en una fuente adicional de ingresos.
No dejes de leer