ETIQUETAS:
Por:
[email protected] - @jeandiaz1331 |
Miércoles 06 de diciembre de 2017 12:00 AM

Al menos tres videos donde se evidencia la pérdida de respeto de la ciudadanía a las unidades de la Policía Nacional PN han circulado en redes sociales en los últimos días.

El caso reciente se dio con un conductor de un equipo pesado, quien gritó todo tipo de improperios a un policía del Tránsito, quien supuestamente le había solicitado $20 de coima y por no querer dárselos fue boleteado, según el conductor, quien filmaba el acto.

El pasado sábado 2, en la rotonda de Albrook, otro agente de tránsito fue agredido físicamente por tres personas involucradas en un hecho de tránsito. Y en la provincia de Bocas del Toro, un grupo de al menos cinco personas arremetieron contra unidades del Servicio Nacional de Fronteras, a quienes señalaban de presuntamente estar abusando de la autoridad.

Por estos incidentes, el Ministerio Público ha iniciado las investigaciones y algunas personas implicadas mantienen un proceso judicial en su contra.

El jurista Ernesto Cedeño considera que estas situaciones se deben a la pérdida de valores en la sociedad, a la falta de certeza del castigo y la poca credibilidad a la justicia en el país. A su juicio, esto pudiera traer repercusiones más graves.

En tanto Ebrahim Asvat, exdirector de la PN, apunta a que lo que hace falta es aplicar sanciones enérgicas contra las personas que amenacen a un policía o lo irrespeten, debe haber una sanción ejemplar, como 30 días de arresto como una sanción administrativa.


Algunos ciudadanos consideran que se deben hacer las investigaciones y establecer sanciones en ambas vías, a los policías o civiles.
No dejes de leer