Tren Panamá-David.
El tren Panamá-David tendría un costo estimado de $5,500 millones, y avanzaría a una velocidad de 160 kilómetros por hora. Foto/Cortesía
ETIQUETAS:
Por: Redacción/Web
[email protected] | @DiaaDiaPa
Sábado 03 de febrero de 2018 12:30 PM
La primera reunión “histórica” entre el ministro  del Metro de Panamá, Roberto Roy, y funcionarios del Gobierno con 10 ingenieros de China Railway Design Corporation que llegaron a Panamá para iniciar el estudio de factibilidad del Ferrocarril Panamá-David, se realizó ayer 2 enero, reveló el mandatario Juan Carlos Varela. 
 
En la reunión se mostró la ruta que tendría el tren, que pasaría en el área cercana a las playas en sectores de Panamá Oeste y en Veraguas ingresa a Soná y Puerto Vidal. 
 
El tren Panamá-David tendría un costo estimado de $5,500 millones, y avanzaría a una velocidad de 160 kilómetros por hora. 
 
El trayecto hasta Santiago –distante en 250 kilómetros de la capital- se haría en 80 minutos, y a David –trayecto de 445 kilómetros- se cubriría en dos horas y media. 
 
Los chinos buscan que este tren se extienda hacia Centroamérica mediante el manejo de carga y convertir a Panamá en un centro agroindustrial haciendo uso de su centro logístico, a través del cual se importarían productos de materia prima de países de la región, que luego serían procesados en Panamá y reexportados
 
 
"El estudio de prefactibilidad concluido, el diseño de la ruta y el costo para que ellos puedan empezar a armar el pliego y haber nosotros negociado el financiamiento con China y el uso de la tecnología China".
 
El 1 de enero llegaron a Panamá el equipo técnico chino para dar inicio a la fase de planificación del proyecto.
 
Un día antes de la reunión sobre el tren Panamá-David, el secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, lanzó un fuerte aviso contra el creciente peso de China en América Latina. "China se está afianzando en América Latina, está usando el poder económico para llevar la región a su órbita. La pregunta es: ¿a qué precio?"
 
El jefe de la diplomacia de EE.UU. puso un énfasis especial en China, país al que aludió como un "poder imperial" y un posible "depredador" que incursiona en América Latina solo en busca del beneficio propio.
No dejes de leer