Para agilizar el tráfico, la ATTT tiene inspectores en distintos puntos de la  avenida Domingo Díaz. Fotos: Jesús Simmons
Para agilizar el tráfico, la ATTT tiene inspectores en distintos puntos de la avenida Domingo Díaz.
Por:
Jesús Simmons -
[email protected] | @jesus06041973 |
Jueves 05 de mayo de 2016 12:00 AM

Un calvario viven a diario los 70 mil conductores que a diario se desplazan en sus autos sobre la vía José Domingo Díaz, por la construcción de la Línea 2 del Metro de Panamá.

Y es que debido a la megaobra que se desarrolla sobre esta avenida, se forman enormes tranques.

Fernando Aranda, jefe de Administración, Tránsito y Seguridad de la Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT), explicó que han dejado dos carriles por sentido, en los lugares donde se utiliza un carril para los sondeos de estudio de suelo.

Agregó que en el tramo Brisas del Golf-Villa Lucre, están en la última etapa de sondeos. Además que el conflicto lo tenían en San Pedro, porque hay mucho flujo en la mañana hacia esta área, por eso la cola va desde la vía José Agustín Arango a la Domingo Díaz.

Para agilizar el tráfico se ensayará implementar un cambio en los operativos de inversión de carriles en la avenida José Agustín Arango, por lo que se dará más tiempo a los conductores que van hacia el Corredor Sur.

Lo mismo ocurre en el puente de la Roosevelt, porque los conductores buscan las avenidas Cincuentenario y España, por eso se habla con el Ministerio de Obras Públicas, para que frente a la estación Terpel de Villa Lucre rompa el "jersey" y se habilite un cuarto carril hasta el residencial El Bosque en la Tumba Muerto, dijo Aranda.

En cuanto a Las Mañanitas, dijo que el avance de la obra es de un 14% y en Tocumen y La Doña se empezarán a hacer las adecuaciones del lado derecho.

Señaló que las adecuaciones consisten en la utilización de los hombros para que transiten los autos, al momento que ocupen el centro de la carretera.

70


Mil vehículos, aproximadamente, transitan diariamente por la vía Domingo Díaz.
No dejes de leer