ETIQUETAS:
Por: Marian Ruiz Góngora
[email protected] | @26mariang
Sábado 04 de noviembre de 2017 12:00 AM

Con el asta entre sus manos, ondeó la hermosa bandera tricolor y con voz firme Román Torres proclamó ¡viva Panamá!, ¡viva Panamá!

El defensor de la Selección Mayor de Fútbol de Panamá fue el abanderado el día de ayer, 3 de Noviembre, y su nombre fue ovacionado entre el público presente.

A Torres, quien estuvo en compañía de su padres, esposa e hijos, se le entregó la Llave de la Ciudad y también recibió el pergamino como hijo meritorio de la ciudad por parte del Consejo Municipal de Panamá.

"El Mazinger", como también es conocido este futbolista, consideró que es un ejemplo para la juventud y niñez panameñas.

"Me siento un ejemplo para muchos niños que vienen creciendo, que el día de Halloween se disfrazaron como Román Torres, y eso me llena de mucho orgullo", expresó Torres de manera sonriente.

Su orgullo por tal distinción, en la celebración de los 114 años de vida republicana, era palpable, por ello también tuvo palabras de agradecimiento.

"Estoy orgulloso de ser panameño, estoy feliz de estar en mi país y por ser el abanderado. Siempre le doy las gracias a Dios, a mis padres, quienes siempre me enseñaron el valor del sacrificio, de seguir adelante, de que cada vez que quería algo tenía que esforzarme al máximo y, gracias al esfuerzo, sacrificio y mi familia me han llevado a lograr muchas cosas", sostuvo.

La noche del jueves, Torres jugó con su equipo, el Seattle Sounders, que logró clasificarse a la final de la Conferencia Oeste de la Major League Soccer, de los Estados Unidos, al derrotar al Vancouver Whitecaps por marcador de 2-0.

"Gracias a Dios se pudo ganar ayer jueves, nuevamente estamos en una final de conferencia y contento porque el equipo va por un buen camino y ojalá podamos terminar campeón de la conferencia y de la MLS. Al finalizar el partido tuve que salir corriendo al camerino, a bañarme rápido para venir a mi país", dijo.

 


Fue el abanderado

2004


año que debutó como jugador.

Estoy contento con mis compañeros de selección porque se hizo un buen trabajo.

Mis hijos están muy contentos, ellos dicen que soy su héroe y me siento así porque les he enseñado muchas cosas positivas y más a mi hijo, porque está por el camino del fútbol, y procuro enseñarle que tiene que sacrificarse, orar bien y siempre tener fe.


31


Años tiene el defensor panameño.

88


minuto de su gol que puso a la Roja en Rusia 2018.
No dejes de leer