Los apagones también afectaron la planta eléctrica, por ello no había luz en todo el hospital de seis a nueve de la noche.
ETIQUETAS: Coclé | Penonomé | Hospital | apagón
Tierra Adentro | 12/31/17 14:45

Elena Valdez | [email protected] | @ElenaValdez1

 

 Por unas tres horas el hospital Aquilino Tejeira de Penonomé se quedó sin el servicio de energía eléctrica el pasado sábado  a causa de apagones constantes  que afectaron hasta el termóstato de la planta eléctrica.

Los pacientes estaban desesperados porque nada se podía hacer sin energía eléctrica, algunos viajaron de áreas rurales apartadas en busca de atención y no podían porque no había ni como colocar una mascarilla.

Las fuertes lluvias con el polvo ocasionaron daños en los transformadores que dan energía al hospital, sin embargo los apagones también afectaron la planta eléctrica, por ello no había luz en todo el hospital de  seis a nueve de la noche.

Yeni Martínez, fue a colocar mascarilla a su hija porque estaba agitada, pero lamentablemente llegó a las cuatro de la tarde al hospital y a las seis se fue la luz y ya no la pudieron atender, pero ella viajó de Tambo y debió esperar hasta que a eso de las diez de la noche le dieran la atención que requería su hija.

“No entiendo porque se da esto y si se dan apagones en el hospital debe haber no una planta, sino dos, porque qué pasa con los pacientes hospitalizados, los pacientes renales y todo el que necesariamente debe utilizar la energía eléctrica”, cuestionó la madre desesperada.

 Gaspar Rivera, fue con su padre bastante anciano que necesitaba atención por un pre infarto y tuvieron que esperar. Él fue poco lo que comentó, pues aseguró que venía de muy lejos y solo esperaba que se solucionara el problema y les dieran la atención necesaria.

En las redes sociales los comentarios no se hicieron esperar  porque se trata de un hospital en donde se atienden a diario miles de personas, por lo que la dirección médica del hospital  indicó que el problema se resolvió pasadas tres horas porque la empresa trabajó en el lugar, sin embargo aclaró que la planta eléctrica no se dañó, solo que ahora debe ser utilizada de manera manual.

Yanik Sánchez, directora médica del hospital dijo que afortunadamente no se realizaba en ese momento ninguna cirugía y que en el caso de los pacientes renales se suspendió el servicio una hora antes porque no se podía sin energía eléctrica, pero que afortunadamente los pacientes que se dializaban están bien.

“Esperamos que se pueda corregir lo del termostato de la planta eléctrica del hospital la próxima semana, ya que la planta no se ha dañado, solo que ahora por cualquier situación debe hacerse de manera manual porque de forma automática no encenderá hasta que se compre un nuevo termostato.”, dijo.

Aunque los médicos y enfermeras prefirieron no dar entrevistas por represalias, si  indicaron que los constantes apagones que se registran afectan enormemente a los equipos del hospital, por lo que Asep y el Minsa deben tomar correctivos con la empresa de distribución eléctrica.