Los mamíferos fueron reubicados por personal del Parque Nacional Sarigua en un sitio conocido como El Mangal.
zarigüeya.
Fue atrapada y reubicada. Foto: Thays Domínguez.
ETIQUETAS:
Por:
Thays Domínguez / Azuero -
[email protected] | @diaadiapa |
Sábado 17 de octubre de 2020 03:15 PM

 

La poca afluencia de personas en algunos sitios históricos, así como casas cerradas alrededor de los mismos, ha provocado la presencia de animales silvestres, en busca de refugio, alimentos o lugar para realizar sus nidos.

 

Tal es el caso sucedido en el retablo de La Pasión de Cristo en la Iglesia Colonial  Santo Domingo de Guzmán del distrito de Parita, en Herrera, donde se reportó la presencia de una zarigüeya con  sus crías, que requirió la presencia de personal especializado para su reubicación.

 

Joaquín De León Velásquez, miembro del grupo de  conservación de la iglesia  indicó que la soledad de algunas casas cerradas al rededor del templo y la condición de aberturas debajo de puertas y entre el techo de la infraestructura pudo provocar que el animal ingresara al sitio.

 

Según dijo,  una vez se percataron de la presencia de este animal silvestre acudieron hasta al Ministerio de Ambiente para que de manera responsable y amigable con el ambiente se tomarán las acciones de su rescate.

 

Y es que la adecuación de las actividades religiosas  debido al COVID-19 puede haber  generado un impacto en el  comportamiento de  este mamífero, que se instaló en el retablo, actualmente en obras de restauración.

 

Ana Sofía Angulo, médico veterinario del MiAmbiente, llegó al sitio en compañía de personal técnico, e instalaron una trampa que permitió atrapar al animal y sus crías  sin causarle daño.

 

“Todos los meses tenemos capturas de animales silvestres, pero ahora en pandemia se dan en mayor cantidad en sitios como iglesias debido a que están solos”, indicó Angulo.

 

Los mamíferos fueron reubicados por personal del Parque Nacional Sarigua en un sitio conocido como El Mangal, donde cuenta con las características adecuadas para sobrevivir.

No dejes de leer