Algunos residentes de San Miguelito consideran que hay muchas áreas denominadas como zonas rojas en donde no se ven los camiones recolectores.
Muchos pataconcitos en San Miguelito se convierten en focos de criaderos de mosquitos y alimañas. Foto: Archivo
Muchos pataconcitos en San Miguelito se convierten en focos de criaderos de mosquitos y alimañas. Foto: Archivo
ETIQUETAS:
Por:
[email protected] - @jeandiaz1331 |
Martes 17 de abril de 2018 07:15 PM
 
La iniciativa de la empresa recolectora de la basura en el distrito de San Miguelito (Revisalud, S.A.), de poder decomisar bienes a los morosos para que saldaran sus cuentas, no surgió mayor efecto para lograr disminuir la morosidad actual.
 
Esta iniciativa había sido planteada el año pasado, y se pretendía llevar a cabo junto al Municipio de San Miguelito, con el Juzgado de Aseo, pero no tuvo mayores avances.
 
Según Ricardo Rodríguez, director comercial de Revisalud, este proceso iba a tardar mucho tiempo mientras se cumplían todos los trámites legales, hasta poder decomisar alguna pertenencia de las personas deudoras, por lo que optaron por buscar otras alternativas.
 
Leer también: Llamadas malolientes por 'patacón' improvisado en la estación San Miguelito
 
Entre esas están los arreglos de pago, saldar el 50% de la morosidad, exoneraciones, cuotas más asequibles, entre otras medidas.
 
La morosidad no ha disminuido
 
Sin embargo, esto tampoco ha tenido mayor impacto, pues sigue existiendo la deuda que se mantiene $29 millones 701 mil 615 con 73 centésimos. El 81% de la mora se concentra en el corregimiento de Belisario Frías con un total de ocho mil 736 usuarios, de los cuales siete mil 69 están morosos, seguido de Belisario Porras que tiene siete mil 182 clientes morosos de los nueve mil 437 que tiene el corregimiento.
 
De esto no escapa Rufina Alfaro en donde hay seis mil 740 personas que deben de los 13 mil 919 individuos a los que se le factura.
 
En los nueve corregimientos del distrito de San Miguelito, de los 71 mil 532 usuarios que hay, 43 mil 768 están con saldos pendientes.
No dejes de leer