Esta situación dificulta la labor de Ministerio Público, por lo que para llegar a la verdad tendrán que ir por otras rutas.
En este caso no hay personas aprehendidas por el homicidio.
En el lugar había otras personas, pero prefieren guardar silencio. Foto: José Vásquez.
ETIQUETAS:
Jueves 23 de agosto de 2018 08:45 PM

El código del silencio ha prevalecido entre las personas que fueron testigos del intercambio de balas que se dio fuera de la discoteca Music en David, el 2 de diciembre del año pasado, donde perdió la vida el costarricense Kevin Fabián Herrera Alvarado de 20 años confirmó el fiscal de homicidios en la provincia de Chiriquí, Hernán Mora.

“Nos hemos encontrado un manto entre las personas que fueron testigos del intercambio de disparos que termino con la vida del costarricense, prevaleciendo el Código del silencio, lo que dificulta la labor de Ministerio Público, pero que nos obliga llegar a la verdad a través de otras rutas”, asegura el fiscal.

 
LEA TAMBIÉN: En Chitré operan niños con problemas de visión

 

Afirma que las tres personas que resultaron heridas afirman desconocer quiénes les ocasionaron las heridas  y que solo sintieron los impactos, debido a que el lugar estaba oscuro, el volumen de la música alta y se dio mucha confusión en el lugar.

 
Presuntamente el intercambio de disparos se dio por grupos antagónicos y las personas no quieren involucrarse.

 

Expresó que en el lugar había otras personas, pero prefieren guardar silencio porque presuntamente el intercambio de disparos se dio por grupos antagónicos y las personas no se quieren ver involucrados.

En este caso no hay personas aprehendidas por el homicidio, pero el fiscal confirmó que el expediente sigue abierto y se continúa con las investigaciones hasta dar con las personas vinculadas a este hecho de sangre.

 
LEA TAMBIÉN:  En La Soledad de Santiago, encuentran muerto al chef desaparecido

 

El cuerpo del costarricense fue abandonado en los estacionamientos del hospital Rafael Hernández, lo que hace presumir que lo trasladaban para recibir atención médica y el mismo falleció, dejándolo en el lugar.

En la provincia de Chiriquí para esa fecha registraba 32 homicidios  de los cuales el 90% de los casos se han registrado con arma de fuego según confirman las autoridades.

No dejes de leer