Daniel Alonso considera que el boxeo pasa momentos duros, que inició con el fallecimiento de Eusebio "El Alacrán" Pedrosa y Jaime "El Cieguito" Ríos.
ETIQUETAS:
Por:
Humberto Cornejo O. -
[email protected] | @cornejohumberto |
Martes 30 de junio de 2020 12:00 AM

 

 

El boxeo panameño está viviendo momentos muy duros, luego de conocerse ayer la muerte del excampeón Ernesto "Ñato" Marcel y la batalla que enfrenta, desde la semana pasada Roberto "Manos de Piedra" Durán contra el COVID-19.

 

"Ñato" y "Manos de Piedra" llevaron una carrera simultánea, al punto de convertirse, en su momento, en los dos mejores prospectos del país.

 

"Marcel debuta en el 1966 y Durán lo hace en 1968, pero en el año 1970, cuando se enfrentan en el gimnasio Nuevo Panamá, los dos eran los mejores prospectos del boxeo panameño", dijo Daniel Alonso, periodista especializado en boxeo.

 

Ver También: Fallece el excampeón panameño 'Ñato' Marcel

 

"Durán ganó por nocaut técnico, en el último asalto. El árbitro paró la pelea. Esta fue la única derrota que tuvo antes del límite el "Ñato" Marcel. Él era una boxeador innoqueable, nadie lo pudo noquear, pero en esa pelea, faltando 30 segundos para terminar, el árbitro, Isaac Herrera detuvo las acciones y aparece nocaut técnico a favor de Durán, pero no fue que lo noqueó diez segundos en la lona. Eso se llama en el boxeo superioridad manifiesta", agregó.

 

Alonso describe a Marcel como un boxeador de fina esgrima, gran talento, muy habilidoso, malicioso en el 'ring' y de gran desplazamientos que confundía a sus adversarios.

 

"Dos años después, ambos se coronan campeones mundiales. Durán se corona en junio de 1972, derrotando a Ken Buchanan; mientras que Marcel lo hace en agosto venciendo a Antonio Gómez", manifestó Alonso, quien destacó que Marcel nunca perdió una pelea de título del mundo y es el único que se retiró siendo campeón.

 

"Un gran campeón, hizo cuatro defensas del título. La primera vez que disputó la corona fue en 1971, en Japón. Le dio una mancha de guantes a Kuniaki Shibata y le empataron la pelea; luego va a Maracai, Venezuela, a la casa de Antonio Gómez y le da una guantera. Por eso si se analiza el empate con Shibata, la victoria sobre Gómez y las cuatro defensas, fueron seis pelea titulares, en las que no perdió. Esa es una hazaña", agregó.

 

Ver También: María 'Toto', para Durán: 'Hasta en el servicio te tengo en cuero retratado'

 

Alonso considera que el boxeo istmeño está pasando momentos duros, que iniciaron el año pasado con el fallecimiento de Eusebio "El Alacrán" Pedrosa y Jaime "El Cieguito" Ríos.

 

"Es el camino inexorable de la vida, que va haciendo su recorrido y montando en los vagones de su tren a quienes por razones biológicas de la edad se van acercando a su final. Marcel muere en un momento en que Roberto Durán está en una cama de hospital, enfrentando al COVID-19. Son momentos duros, definitivamente, para el boxeo", señaló Alonso, quien los cataloga a ambos como miembros de le época dorada del boxeo de Panamá.

 

"Tuvimos contacto con la familia de Durán para poder estar en capacidad de compartir la información con la gran cantidad de personas, gente de Venezuela, Colombia, Nicaragua, Argentina, Honduras, México. Durán es un líder de carisma mundial, es una figura mundial. También tuvimos en contacto con la familia de Marcel", finalizó.

 

 



Daniel Alonso expresó que Ernesto "Ñato" Marcel tenía un estilo heredado de la admiración que el boxeador panameño le tenía Ismael Laguna.

72


años tenía Ernesto Marcel.

40


triunfos tuvo el "Ñato", con 23 nocauts.

No dejes de leer