Por:
Jesús Simmons -
[email protected] | @jesus06041973 |
Miércoles 11 de octubre de 2017 12:00 AM

Ante la ocurrencia de un sismo en Panamá, las casas viejas son las que más van a sufrir, porque no están construidas para aguantar una fuerte sacudida del suelo.

Esto se debe a que en Panamá, muchas personas han construido sus casas, sin la ayuda de un ingeniero o un arquitecto, pues por la falta de recursos o ahorrarse algo de dinero buscan a un albañil, o las hacen ellos mismos.

Y es que Panamá no está exento de sufrir un terremoto, pues tiene zonas vulnerables como: Puerto Armuelles, volcán Barú, la frontera con Costa Rica, al norte de Panamá con el mar que podrían causar tsunamis.

Estos datos fueron los que arrojó el proyecto "Análisis y modelación de datos geofísicos, sismológicos e hidrometeorológicos para la implementación de sistemas automatizados de gestión de riesgos que fortalezcan el Observatorio Sísmico de Occidente de Panamá, S.A. Osop, y el Sistema de Prevención de Desastres de Panamá".

Wilfried Strauch, doctor en geofísica, director científico de Osop y presidente del Grupo Intergubernamental de Coordinación del Sistema de Alerta de Tsunami en el Pacífico, dijo que Panamá está preparada en algunas partes para sufrir un sismo, pero en otras no.

Explicó que en el país hay muchos edificios nuevos que están bien construidos y no tendrían problemas de darse un temblor, pero las casas viejas, no correrían con la misma suerte.

Según el experto, quieren hacer una propuesta para ayudar a esas personas que viven en esas casas viejas, porque es muy caro mejorarlas.

Además, proponer un sistema de alarma, para que estas personas tengan un margen de unos 10 minutos para abandonar sus viviendas al momento de un terremoto.

Y aunque esto puede ser muy costoso para las personas, lo ideal sería demoler y construir una nueva vivienda.

Milagro Mainieri, secretaria nacional encargada de la Secretaría Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación, recalcó la importancia de que se realicen investigaciones dirigidas a estudiar la vulnerabilidad de ciertas zonas del país a fenómenos naturales.

Adujo que el proyecto permitió la generación de sistemas de alerta temprana para eventos hidrometeorológicos y tsunamis.


OSOP construye sismógrafos baratos que están distribuidos por todo el país. También para detectar y enviar alertas de tsunamis.
No dejes de leer