La excompetidora estivo una semana en el hospital por un tema personal de salud.
Ya está de vuelta al campo de batalla. Foto: Instagram
Ya está de vuelta al campo de batalla. Foto: Instagram
ETIQUETAS:
Por:
[email protected] - @SeleneRicord |
Miércoles 02 de octubre de 2019 06:15 AM

Gracias a Dios Demi Becerra ya está en casa, pero de que tocó fondo, lo tocó con este sustito de salud que tuvo.

Desde que se conoció que la excompetidora estaba hospitalizada, muchos querían saber "por qué", pues confesó que entreó al hospital por un asunto muy grave y delicado. Finalmente, ayer, después de que salió del hospital se decidió a hablar.

 

Resulta que Demi tuvo que realizarse un drenaje pues tenía su útero lleno de sangre. ¡Ujum! Explicó que el conducto donde debía salir su mestruación estaba tapado luego de una cauterización de unas células malas que le habían salido en un exámen, así lo contó en un "live" y luego en sus historias de Instagram.

 

Pudo morir

Según la bicampeona, estuvo sufriendo de cólicos agonizantes, fiebre y escalofríos por lo que visitó a su doctor, quien le hizo un ultrasonido y se dio cuenta de que su útero estaba lleno de sangre y que esa sangre se estaba pudriendo allí dentro. Este asunto era tan grave, que si se le complicaba hubiese podido perder su útero y no poder tener más hijos o morir.

Demi ya nos había comentado que estuvo toda una semana en el hospital porque necesitaba recibir todo su tratamiento de antibióticos para evitar cualquier complicación, pues quiere volver a ser madre y darle un hermanito a Alessa, quizás  el próximo año. ¡Miraaa!

"Escuchen a su cuerpo, porque su cuerpo avisa, sobre todo si les da fiebre; yo literal estaba agonizando con cólicos y me daba fiebre, pero yo seguía con mi vida normal, lo único que no hacía era entrenar porque me sentía muy débil", comentó.

Mire: Justin Bieber y Hailey Baldwin celebran una gran fiesta por su matrimonio

Como mencionó  en su "en vivo" desde el hospital, lo bueno de todo esto, es que  fue al médico a tiempo. 

Debe cuidarse

Aunque se siente de maravilla, no podrá entrenar como por quince días, y seguir medicándose con antibióticos vía oral.

No se pierda: Aprende con todos los 'tips' de Dubosky

¡Ah! y para los que se preguntan, la fiesta de Alessa será este domingo, pues como ya les habíamos comentado, entró al hospital el mismo día del cumpleaños de su primogénita y tuvo que suspender la fiesta.

Demi no tiene planes de casarse por la iglesia pronto, pues se necesita mucha plata pa' eso.

No dejes de leer