Y dice: 'agua que me quemo'
Están vendiendo bollo allá abajo. Foto: Archivo
Están vendiendo bollo allá abajo. Foto: Archivo
ETIQUETAS:
Por:
Redacción fama -
[email protected] | @DiaaDiaPA |
Jueves 24 de septiembre de 2020 12:00 AM
Está volviendo loco al marido por plata

Le gustan los benjamins, los de a cien... Dicen que hay una primera dama, con complejo de millonaria que tuvo que empezar a trabajar pues está acostumbrada a la fino y su marido ya no la resuelve. Ya le dijeron a Chuchezka que uno de sus amiguitos de apellido le consiguió un puestito en el gobiernito, pero con lo que gana tampoco le alcanza para vestirse de Chanel y Louis Vuitton como acostumbraba, así que está volviendo loco al marido; lo único que pide es "plata y plata", y él ya no sabe ni de dónde sacarla para que ella siga viviendo en su mundo de fantasías. ¡Despierte!

Ayy, dejó el plumero por tirar gringo

Eso de que lo bueno viene en frasco pequeño no siempre es cierto. Había uno por allí, de baja estatura, que se daba golpe de pecho, se la tiraba del más solidario, sí, Luis Casis es un detalle, y resulta que le duró bien poquito ese sentimiento, apenas sintió aires norteamericanos se le olvidó el pueblo. Ahora en vez de estar pidiendo plata y donaciones para los más necesitados, anda promocionando las elecciones de allá. Resultó ser pura boca porque ahora no quiere salir del primer mundo.

El amor le duró lo mismo que la fama

Esta hermanita sí que no tiene suerte en el amor. Ya le dijeron a Makisha Katiria que ahora le dicen María Magdalena. Se la pasa llora y llora. Tanto que batalló para mantener sus relaciones en privado, y cuando se decidió a gritarle al mundo su amor por un hombre, ¡zasss! más duró un estornudo. Ella tuvo que coger sus muleles y hasta viajar a tierras altas para sanar.

Mire: Barreto lanza el remix de 'Vamos a Bailar' para animar a su gente en Puerto Rico
No dejes de leer