Esta semana se inició la construcción de un dique temporal para garantizar el suministro de agua potable a toda la población de Soná.
Otros ríos de la región también serán represados.
Trabajos para prevenir escasez de agua. Foto: José Manuel Adames.
ETIQUETAS:
Por:
José Adames -
[email protected] | @josemadamesv |
Sábado 17 de febrero de 2018 04:15 PM

Los efectos de la estación seca ya se comienzan a observan en parte de la región veraguense, razón por la cual se inició la construcción de una barrera de retención en el río San Pablo para elevar el nivel en el punto donde se ubica la toma de agua cruda del acueducto de Soná.

El que en varias semanas no se registren lluvias en esta región de la provincia,  ha ocasionado que el nivel del río San Pablo disminuya drásticamente en algunos puntos, siendo uno de ellos el sitio de captación de agua de la planta potabilizadora de Soná.

Evidel Martínez, residente en este distrito, manifestó que el comportamiento del río San Pablo ha variado en los últimos años, situación que incluso ha afectado a los bañistas y que de empeorar podría causar problemas en el abastecimiento de agua.

Manifestó que no es que el río haya disminuido su caudal, sino que durante la estación seca el mayor volumen de agua se corre hacia un extremo del río y mientras que el otro, donde está ubicada la toma de agua cruda, queda casi seco.

Plan de acción contra la sequía 

Por su parte, Marcelo Tristán, director regional del Idaan en Veraguas, explicó que hay un plan de acción para mitigar los efectos de la temporada seca el cual incluye una serie de medidas entre las que se encuentran represar las principales fuentes de abastecimiento de agua potable en esta provincia.

El directivo dio a conocer que esta semana se inició la construcción de un dique temporal para garantizar el suministro de agua potable a toda la población de Soná en lo que resta del verano. Con estas represas temporales se busca mantener que el nivel de los ríos sea óptimo para la operación de las tomas de agua y plantas potabilizadoras y que no se afecte el servicio a los usuarios durante estos meses de sequía manifestó Tristán.

Tristán señaló que estas acciones se realizan anualmente durante la estación seca porque los ríos bajan drásticamente su nivel y las fuentes subterráneas que abastecen los pozos se agotan. A su vez indicó que en las próximas semanas se podría estar levantando una repesa similar en el río Santa María en la toma de agua de Santiago.

LEA TAMBIÉN: Todo listo para la feria de Tonosí

No dejes de leer