El jardinero confirmó que jugaría en el Campeonato Nacional de Béisbol Mayor 2020.
ETIQUETAS:
Por:
Humberto Cornejo O. -
[email protected] | @cornejohumberto |
Miércoles 26 de agosto de 2020 12:00 AM

 

 

El exgrandes ligas panameño Luis Durango confirmó que participaría en el Campeonato Nacional de Béisbol Mayor 2020, si recibe la autorización del Ministerio de Salud (Minsa).

 

Cabe recordar que la Federación Panameña de Béisbol (Fedebeis) envió un protocolo de salud al Minsa, producto a la pandemia por el nuevo coronavirus (COVID-19).

 

"Jugaría en el campeonato. Estoy entrenando bastante. Levanto pesas y hago bateo. También estoy corriendo y subo una loma", manifestó Durango, quien debutó en las Mayores en la temporada de 2009, con la novena de los Padres de San Diego.

 

"Me siento bien, en condiciones y vamos a seguir adelante", agregó el versátil jardinero.

 

Ver También:  Bayern Múnich y su título de Champions: 'Es lo máximo que puedes pedir'

 

Durango también comentó que la pandemia ha afectado algunas oportunidades de jugar en el extranjero.

 

"Tengo una oportunidad en Nicaragua, pero se está evaluando el comportamiento del coronavirus. También existe la posibilidad de jugar en México y Estados Unidos", manifestó Durango, quien ha representado a Veraguas en los últimos años.

 

Ver También: Lo dejan huérfano en el montículo

 

En otro tema, Durango confesó el gran orgullo que siente por su hijo, Luis Durango Jr., quien pertenece a los Indios de Cleveland.

 

"Siempre le doy consejos de cómo es la pelota profesional. Estoy orgulloso. Gracias a Dios salió bien de la operación. Me da risa, porque un amigo me escribió desde República Dominicana para decirme que corre igual a mí", finalizó.

 

 



Jugó con los Padres y Astros.

Siempre le doy consejos de cómo es la pelota profesional. Estoy orgulloso. Gracias a Dios salió bien de la operación.

19


imparables sonó en las Mayores.

Jugaría en el campeonato. Estoy entrenando bastante. Levanto pesas y hago bateo. También estoy corriendo y subo una loma.

No dejes de leer