Durante su concierto en el Centro de Convenciones Amador, 'Micky' fue abucheado. Un violento episodio dejó al artista en el ojo del huracán.
Vista de Luis Miguel en tarima tras concierto en Panamá. Foto: Aurelio Suira.
Vista de Luis Miguel en tarima tras concierto en Panamá. Foto: Aurelio Suira.
ETIQUETAS:
Por:
Karen Bernal -
[email protected] | @diaadiapa |
Miércoles 20 de marzo de 2019 12:30 PM

Decepcionante. Así calificaron muchos fanáticos, entre ellos algunas caras reconocidas del patio, el concierto que el cantante Luis Miguel ofreció el pasado 19 de marzo en el Centro de Convenciones Amador.

Ver más: Juez de Garantías deriva a mediación causa por atropello en la UTP 

A pesar de que la presentación del artista ya era la crónica de una muerte anunciada, el recinto estuvo casi al tope. Y pasó lo que ya se venía reportando en el resto de los países de América Latina donde "El Sol de México" se ha presentado como parte de su tour "México por siempre": regañó en medio del show a los sonidistas y a sus músicos, no cantó las canciones completas y en ocasiones solo las tarareaba, hacía pausas largas, no parecía estar lúcido, y lo peor... ¡supuestamente le tiró el micrófono a un sonidista!

Un video viral colgado en las redes sociales, muestra a un frustrado Luis Miguel que golpea el micrófono como quejándose del sonido (acción que hizo a lo largo del concierto). Luego, se dirige al costado derecho del escenario donde se encontraban los sonidistas (que no se distinguen en la grabación), y de repente se ve al artista lanzando el aparato y perdiéndose tras el telón mientras la banda sigue cantando "Decídete". Luismi reaparece sonriente por el lado izquierdo, como si nada hubiese ocurrido, para completar el remix con "Ahora te puedes marchar".

Se conoció que el cantante no realizó la prueba de sonido previa, pues llegó al concierto sobre la hora. Además, la producción de la que se quejó con malos gestos y pataletas toda la noche, es la misma que lo ha acompañado en toda su gira.

Luismi, en decadencia

Los tiempos donde el Sol de México brillaba parece que quedaron atrás. La decepción en sus últimos conciertos ha sido general, porque más allá de que al artista se muestra arrogante y frío (en Panamá casi no se dirigió al público, excepto para pedir que abucheran a los sonidistas), la gente queda con el sinsabor de haber escuchado su potente voz. "Canta, canta", exigieron agritos muchos de los asistentes al concierto en Amador.

La molestia que causó el Sol en la mayoría de sus fans no ha pasado desapercibida. Por ejemplo, hoy la presentadora de televisión Delyanne Arjona, quien incluso lo ha visto cantar en Madrid, a través de su cuenta de Instagram dijo: "Mi querido @lmxlm, ¡hoy me despido de ti, de tanto amor que te tuve, de tanto amor que algún día sentí por ti", se lee en su post.

Y le aconsejó:  "Que tú te hayas puesto de malcriado, llegando 5 minutos antes del concierto a criticar el sonido, ¡porf avor! Sé grande, madura y toma tu rumbo. La verdad es que ya no te mereces mi cariño ni el de nadie ... Saludos Luismi, que te vaya bien, espero encuentres tu camino en tu vida, porque lo que has hecho hoy ,estuvo muy mal".

De México, no hubo nada
Luego de la corta presentación del telonero Aurelio Tamayo, a las 9:41 se encendieron las luces y comenzó a sonar la banda de Luis Miguel... La expectativa era grande y un emocionado público se puso de pie para recibir a quien ha sido catalogado como uno de los mejores artistas de todos los tiempos. Un delgado Luismi, vestido con un traje negro, aparecía en el escenario interpretando "Si te vas".

Fueron casi dos horas de show, donde el repertorio incluyó pedazos de baladas icónicas, como "No sé tú", "Por debajo de la mesa", "Entrégate", entre otras, que ha interpretado el cantante es sus más de 30 años de carrera musical, la cual se vio interrumpida por algún tiempo, pero que renació con fuerza luego de la serie de Netflix sobre la vida del artista, dando vida al tour "México por siempre".

Precisamente, otro sinsabor de la velada es que los fans esperaban escuchar al menos algunas de las canciones del último álbum del artista, que dio nombre al tour y que fue ganador de un Latin Grammy al álbum del año 2018, pero no hubo mariachis ni rancheras.

Ver más:  Futbolistas panameñas se alistan para afrontar Clausura de la Liga Femenina 

Y sí, "Micky" comenzó a cantar muchos éxitos que le dieron fama internacional, pero a la gente no le agradó que no terminara ni una canción en todo el show, debido a sus constantes quejas por el sonido. En redes se apreciaron desde memes hasta reclamos de los fans por las interpretaciones del Sol, catalogando su presentación como un costoso karaoke.

El descontento de la gente en el concierto -especialmente los que se encontraban en las ubicaciones delanteras- era tal que, cuando culminó el concierto, a las 11:35 de la noche, la mayoría abucheó al cantante, otros aplaudieron y muy pocos pidieron la clásica "otra".

Con "Cuando calienta el sol", la canción que lo lanzó a la fama, y un "buenas noches Panamá, ¡gracias!", se cerró otro capítulo en la historia del artista, que muchos calificaron como en "decadencia". Al final, no fue posible apreciar si Luismi, a pesar de haber nacido en Puerto Rico, sigue siendo "México por siempre".

No dejes de leer