Y dice... ¡agua que me quemo!
Están vendiendo bollo allá abajo. Foto: Archivo
Están vendiendo bollo allá abajo. Foto: Archivo
ETIQUETAS:
Por:
Redacción fama -
[email protected] | @DiaaDiaPA |
Martes 13 de agosto de 2019 12:00 AM
Su 'sugar daddy' la tiene viviendo

Xuxi... cuando ella acabó con toda la grasa que tenía encima le mejoró la suerte, digo la vida. No solo cambió de físico, sino también de marido, closet y hasta de casa. Sííí...

Por allí le contaron a Chuchezka que esta pocotona, megaexplotada, le metió una patada al peor es nada que tenía desde hace años cuando aún era gorda y le tiró una cascarita a un sugar daddy y este cayó rendidito a sus pies.

Ahora ella tira Kylie Jenner, Kim Kardashian y solo viste Gucci, Prada, Louis Vuitton y su bendición también. ¡En victoria!

 

Ay... La envidia se les desborda

Estas necesitan terapia de urgencia. Hay dos señoritas por allí que no pueden disimular, en plena televisión nacional, que la envidia se las está comiendo viva. ¡Qué penaaa!

Y es que apenas entró la pelinegra vivaracha, llegó implantando bandera, porque las supera en todo, y estas lo saben.

Pobrecitas, ya no saben cómo hacer para lograr la atención y solo les queda echarse a un lado y sonreír. Mientras que la pequeñita sabe que peluquea rico y le vale tres pares de ají la hipocresía que la rodea.

 

Mire: Presentan a Anabel Navarro, Srta. 10 de noviembre de La Chorrera

 

Es una fotocopia de mala calidad

De verdad que esta niña no sabe ni qué quiere en su vida, tanto en lo personal como en lo profesional.

¡Por eso es que le daban guante! Está peor que la confundida; usted la ve un día bailando y al otro cantando, ¡ujum! y después la ve con Pedro y luego con Juan. 

Y ahora que se las da de estrella del reguetón se la pasa copiándole el estilito a la otra, que tampoco está muy bendita, pero por los menos canta. Esta solo se remenea y utiliza el autotune como si fuera el filtro de Instagram. ¡Bastaaa!

 

No se pierda: Ni Dora ni el cine de terror pueden con 'Fast & Furious' en Estados Unidos

 

No dejes de leer