Se trata de una tradición de fe, y una de las primeras manifestaciones de turismo religioso del país.
Miles de personas llegan a Pesé cada año para vivir la Pasión de Cristo de una forma distinta y muy real.
Miles de personas llegan a Pesé cada año para vivir la Pasión de Cristo de una forma distinta y muy real.
ETIQUETAS:
Por:
[email protected] - @diaadiapa |
Jueves 29 de marzo de 2018 01:30 PM
Cada Viernes Santo, el pueblo de Pesé, en la provincia de Herrera, se convierte en escenario natural para la realización de una tradición que ha sobrevivido por más de 65 años, la Semana Santa Viviente.
 
Ver más: Dos incendios azotaron la provincia de Chiriquí, no se reportaron víctimas 
 
Se trata de una tradición de fe, y una de las primeras manifestaciones de turismo religioso del país, que reúne cada año más de 25 mil visitantes en el centro del lugar, para recrear la pasión de Jesucristo en la cruz.
 
Con más de 200 actores en escena, en mayoría residentes en el propio distrito, y sin ninguna experiencia artística, la Semana Santa Viviente se ha mantenido como uno de los principales destinos a visitar durante los días santos.
 
Rafael Navarro, coordinador de la actividad, indicó que la actividad busca dar a conocer los pasajes bíblicos de la pasión, muerte y resurrección de Jesús, a través de un teatro popular que utiliza las propias calles y parques del pueblo de Pesé como escenario natural.
 
El éxito de la actividad se debe al gran amor que le imprimen los participantes 
 
Los pasajes que se escenifican utilizan cinco tarimas, y van desde el lavatorio de los pies, que se realiza la tarde del sábado, hasta la crucifixión, una de las escenas más imponentes, debido al realismo que se le imprime, sumado con los efectos especiales que son parte de la actividad.
 
 
Navarro indicó que entre los actores que participan hay jóvenes, niños y adultos, incluso adultos mayores, que por años han puesto su talento a disposición de la tradición, como un asunto de fe.
 
Indicó que se requiere toda una estructura escénica, así como vestuarios, iluminación y otros detalles que son en mayoría cubiertas por su empresa, mientras que los últimos años se ha sumado el apoyo de la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP).
 
Ver más: Arranca operativo de seguridad marítimo por Semana Santa en Panamá 
 
A pesar de esto, señaló Navarro, sigue siendo complicado la consecución de los fondos necesarios, por lo que solicitó una ley que regule la actividad y destine los fondos necesarios.
 
“Llevamos años solicitando esta ley, pero como esta actividad no involucra murgas ni polleras no hemos logrado que se le aprueba”, indicó el organizador, quien añadió que se estima en 25 mil balboas los fondos necesarios para su realización.
 
La obra se desarrolla en gran parte en el parque Arístides Arjona, ubicado en el centro del pueblo. Pero además, muchas de sus escenas son en otras locaciones, por lo que es necesario que los asistentes y artistas se movilicen a diferentes áreas, para vivir la experiencia completa de la Semana Santa Viviente de Pesé.
 
A pesar de las limitaciones económicas, falta de apoyo y muchas carencias que tiene el comité organizador, cada año tratan de agregar nuevos elementos para atraer más y más visitantes.
No dejes de leer