El problema se da porque porque tras la compra de 30 pares de botas, que costaron 130 balboas por unidad, al cabo de tres puestas se dañaron.
El calzado fue utilizado para los desfiles patrios.
El calzado fue utilizado para los desfiles patrios.
ETIQUETAS:
Por:
[email protected] - @diaadiapa |
Lunes 09 de diciembre de 2019 11:15 AM

Lo que inició como una ilusión para un grupo de 30 estudiantes del colegio Instituto Coronel Segundo de Villarreal, de La Villa de Los Santos, terminó en molestia y preocupación.


Y es que las estudiantes, miembros del batallón femenino de ese plantel educativo, perdieron la inversión que con sacrificio realizaron sus padres, para comprar botas para sus presentaciones en los desfiles, las cuales en tres puestas quedaron completamente destruidas.

 

Ver más: ¡Las madres gozaron! Gilberto, Olga, Fonseca y Óscar la sacaron del estadio 


Se trata de 30 pares de botas, que costaron 130 balboas por unidad, y que quedaron completamente dañadas con unas cuantas puestas, para los desfiles patrios.


"No pudimos terminar los desfiles ya que las botas se dañaron todas. Fuimos a poner la queja y lamentablemente nos sentimos defraudados", indicó Cristina Pimentel, madre de familia afectada.


Según narró, las botas fueron adquiridas en octubre en un comercio en Santiago, propiedad de ciudadanos colombianos, a quienes acudieron en primera instancia para lograr la devolución del dinero invertido, unos 3,850 balboas.

 

No quieren el producto, exigen la plata 


"La mayoría se nos dañaron, se despegaron completamente. Otras se destiñeron y quedaron de color verde cuando eran negras", indicó Diana Sinisterra, otra de las madres de familia.


Los afectados interpusieron una denuncia ante la Autoridad de Protección al Consumidor y Defensa de la Competencia (Acodeco), aunque aseguran que no han obtenido respuesta a su exigencia, de que el dinero invertido les sea devuelto.


Ahora enfrentan la posibilidad de que su reclamo sea desestimado, ya que según narraron, la respuesta que les dieron en Acodeco es que el proceso incluye primero la reparación de las botas, luego si no funciona el cambio del calzado, y en última instancia la devolución del dinero invertido.

 

Ver más:  Se terminó la espera... Adrián Arturo confirma embarazo de Ana Paula 

 


"Es una total falta de respeto lo que han hecho con nosotros. Para qué queremos reparación si esas botas ya no las vamos a usar más", indicó Sinisterra.  

No dejes de leer