A esta persona siempre se le mantuvo en cuarentena preventiva desde el día 5 de enero y posteriormente se aisló.
Aeropuerto de Tocumen.
Foto ilustrativa.
ETIQUETAS:
Por:
Redacción -
[email protected] | @diaadiapa |
Viernes 22 de enero de 2021 04:15 PM

 

El Ministerio de Salud (Minsa) informa que se logró detectar un caso positivo proveniente de Sudáfrica con la variante N501Y-V2 del Sars-Cov2, gracias a la capacidad diagnostica instalada del sistema de vigilancia epidemiológica y laboratorial público


El pasajero de 40 años, nacido en Zimbabue, ingresó al país el pasado 5 de enero procedente de Sudáfrica y previamente había hecho escala en los Países Bajos.

 

De acuerdo a los protocolos establecidos por el Minsa para todas las personas que arriben al país provenientes de Reino Unido y Sudáfrica, se procedió a realizarle una prueba de COVID-19 en el Aeropuerto Internacional de Tocumen, la cual resultó negativa. El paciente se colocó en cuarentena de manera inmediata. Cinco días después, el 17 de enero, se le hizo una segunda prueba de PCR la cual arrojó positivo.

 


El Dr. Leonardo Labrador, jefe nacional de epidemiología del Minsa explicó que el protocolo  establecido para este tipo de pasajeros es cumplir con una cuarentena preventiva y al quinto día se realiza una segunda prueba (PCR), la cual de resultar positiva el paciente entraría en aislamiento en un hotel hospital para que se le suministre el tratamiento y monitoreo.

Leer también: Nicaragüenses varados en Panamá, 'desesperados' sin fecha para retornar
 
La persona siempre estuvo aislado

Añadió que el sistema de vigilancia epidemiológica del país ha demostrado ser eficiente y eficaz y prueba de ello es que se pudo captar oportunamente a este paciente y realizar las intervenciones necesarias para evitar la propagación de esta nueva cepa del virus, que hasta el momento no había sido detectada en el país. 

 


Le correspondió al Instituto Conmemorativo Gorgas realizar la secuenciación genética completa de segunda generación que logró identificar y verificar esta variante.

 


Este análisis demostró precisamente que se trataba de una variante del linaje B. 1.351 (20H/501Y.V2) detectada en Sudáfrica.

 

Es importante destacar que a esta persona siempre se le mantuvo en cuarentena preventiva desde el día 5 de enero y posteriormente se aisló, tal como lo establece el protocolo, lo que impidió la transmisión
del virus y el contagio a otras personas.

Leer también: Completan el proceso de vacunación contra el COVID-19 en Panamá Oeste
No dejes de leer